Las aves del paraíso son uno de los grupos animales más extravagantes  del mundo animal. Son a las aves lo que Gaudí es a la arquitectura. Especialmente los machos que, como regodeándose en sus rarezas, invierten gran parte de su energía en adornarse con largas y brillantes plumas. Lucen así una infinidad de sorprendentes formas y colores.

clip_image002 (1)

Lophorina superba (Crédito foto: National Geographic)

Viven en los bosques de Nueva Guinea y son veganas. Bueno, no exactamente. Lo que son es frugívoras, sólo se alimentan de frutos. También son libertinas, bastante promiscuas y una vez que han conseguido aparearse… vuelven a adentrarse en los bosques y si te he visto no me acuerdo. Seguramente en este aspecto no tengan nada que ver las aves del paraíso con nuestra ordenada vicepresidenta pero sin embargo, a ambas les gusta bailar.

clip_image004

Homo sapiens sapiens (Crédito foto: Antena 3, El Hormiguero 7/10/2015)

Las aves del paraíso son conocidas, además de por sus coloridos plumajes, por sus complicados cortejos y sistemas de apareamiento.  Aprender este elaborado despliegue requiere tiempo y  dedicación.  Además, las hembras no dudarán en bailotear con tantos machos como sea necesario hasta encontrar al que mejor baile.  Pero, no es bailar por bailar.  Un “buen baile” es indicador de la calidad del macho así que desde su juventud los entusiastas bailarines se esforzaran por aprender y perfeccionar sus habilidades.

Vídeo de un ave del paraíso dándolo todo a partir del segundo 14.

Está claro. Las aves del paraíso bailan para conquistar a sus compañeras. La pregunta es, ¿para qué bailaba Soraya?

Ana @anitapayo

Advertisements